Plataforma elevadora de tijera: qué es y funciones

Se conoce como plataforma elevadora de tijera a un dispositivo mecánico que permite realizar trabajos en distintas alturas de una manera cómoda y segura para los operarios. Cuenta con una cesta en la parte superior, donde se ubica el operario y maneja la plataforma con un cuadro de mandos. Este tipo de plataformas ofrecen una gran libertad de movimientos.

Se compone de un total de tres partes. Por un lado, la plataforma de trabajo. Tal y como su propio nombre indica, es donde se cargan las mercancías o los operarios, en función de las circunstancias y necesidades. Por otro lado, la estructura extensible, unida al chasis y a la plataforma de trabajo. Y, por último, el chasis, la base de la plataforma.

Plataforma elevadora de tijera: simple y doble

  • Simple: este tipo de plataformas están especialmente diseñadas para posicionar mercancías a diferentes niveles de elevación. Una de sus principales ventajas es que ofrecen una gran estabilidad. Además, permiten el acceso libre y cómodo desde lo cuatro laterales. Por lo tanto, son una herramienta muy útil en caso de ser necesaria la elevación en procesos productivos. Puede manejar cargas de hasta 10 toneladas y presentan una longitud máxima de 5 metros.
  • Doble: en este caso, además de las partes de una plataforma elevadora simple, el sistema también cuenta con bastidor, una plataforma y un mecanismo de tijera doble. Además, para favorecer la seguridad de los operarios y el entorno se añaden elementos adicionales, como el perfil perimetral. Tienen capacidad para manejar cargas de hasta 5 toneladas y se fabrican con una longitud máxima de 4 metros.

Si necesitas el alquiler de una plataforma elevadora de tijera o de un camión grúa, Grúas Agudo somos una empresa especializada en el alquiler de este tipo de vehículos. Una compañía de plena confianza, que ofrece servicios 100% profesionales y de calidad.

¿Qué tipos de camiones existen?

En el sector transporte, resulta interesante conocer los diferentes tipos de camiones que existen. Se pueden establecer diferentes clasificaciones en función de diversas características de este tipo de vehículos.

Tipos de camiones según su estructura

Una de sus clasificaciones más habituales es la que se hace en función de su estructura.

  • Rígido: son aquellos camiones en los que la cabina del conductor y el remolque forman una única estructura. Por lo general son de tamaño pequeño, por lo que se utilizan comúnmente para el transporte de paquetería, así como para el traslado de mercancías de pequeño tamaño en el ámbito urbano.
  • Articulado: tal y como su propio nombre indica, son aquellos camiones en los que la cabina del conductor y el remolque son dos partes rígidas, aunque unidas a través de una articulación.
  • Tráiler: este es uno de los tipos de camiones más frecuentes en el transporte por carretera. Se trata de un tipo de vehículo articulado que se compone de una cabina y un semirremolque, en el que se lleva la mercancía.
  • Tren de carretera: y, por último, el tren de carretera. Se conoce como tal a un camión unido a uno o varios semirremolques. En España está permitido el uso de camiones de grandes dimensiones, de hasta 25 metros de longitud y 60 toneladas de peso. Uno de los grandes retos de este tipo de vehículos es que, dadas sus dimensiones, presentan grandes dificultades para circular por determinadas carreteras.

Ahora que conoces los diferentes tipos de camiones que existen, si estás interesado en el alquiler de camiones grúa y otros vehículos, confía en Grúas Agudo. Somos una empresa de gran confianza, que ofrecemos servicios 100% profesionales y de calidad. Para cualquier tipo de consulta, puedes ponerte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de atenderte.

Autorizaciones de transportes especiales por carretera

En el sector transporte, en ocasiones hay cargas que exceden tanto el volumen como las dimensiones estándar. Es ahí donde entran en juego los transportes especiales por carretera. Tal y como su propio nombre indica, son vehículos especiales para movilizar objetos de gran tamaño, y que requieren una serie de autorizaciones para circular.

Transportes especiales por carretera: ¿qué autorizaciones existen?

  • Autorización genérica: es aquella que deben solicitar los vehículos cuya longitud es de como máximo 20,5 metros y tienen 3 metros de ancho. En cuanto a la altura, no debe superar los 4,5 metros. Esta Autorización también determina el peso del vehículo, que en ningún caso debe sobrepasar las 45 toneladas.
  • Autorización específica: las medidas son muy similares a las de la Autorización Genérica: 3 metros de ancho y 4,5 metros de alto. En este caso el vehículo puede tener hasta 24,5 metros de largo y 100 toneladas de carga.
  • Autorización excepcional: los vehículos pueden tener hasta 100 toneladas de peso, así como 24,5 m de largo y 4,5 metros de alto. Respecto a la anchura, puede ser de hasta 5 metros.

En relación a los transportes especiales por carretera, es esencial mencionar el vehículo piloto. En función de las características del transporte, puede requerir uno o dos vehículos de este tipo. Pueden circular delante o detrás, pero siempre guardando una distancia de entre 40 y 50 metros.

En casos excepcionales es necesario recurrir a la Guardia Civil de Tráfico. Esto ocurre cuando el transporte especial tiene una anchura que supera los 5 metros, la longitud es superior a los 50 metros, o no se puede trasladar a más de 40 kilómetros por hora.

Si necesitas transportes especiales por carretera, Grúas Agudo somos una empresa especializada en el alquiler de grúas y vehículos de este tipo. Para cualquier duda o consulta, ponte en contacto. Será un placer ayudarte en todo lo que necesites.

Cuándo está permitido utilizar las señales acústicas: claves

Para los trabajadores del sector transporte es importante conocer cuándo está permitido utilizar las señales acústicas. Pues bien, la DGT establece una normativa muy clara al respecto.

¿Cuándo está permitido utilizar las señales acústicas? Lo que dice la DGT

La Dirección General de Tráfico establece tres situaciones en las que se puede utilizar el claxon.

  • En primer lugar, para evitar un posible accidente, y de forma extraordinaria, en carreteras estrechas con muchas curvas.
  • En segundo lugar, fuera del casco urbano, al conductor de otro vehículo que se quiere llevar a cabo un adelantamiento.
  • Y en tercer y último lugar, en situación de emergencia, como por ejemplo el traslado de una persona al hospital en un coche particular.

El reglamento actual únicamente permite el uso de señales acústicas de sonido no estridente, como el claxon, y prohíbe por completo el uso no motivado de este tipo de señales. Además, establece que en determinadas zonas está prohibido emitir señales acústicas, con una señal que lo indica.

¿Quiénes pueden utilizar el claxon en cualquier lugar y circunstancia?

Como resulta lógico, los vehículos de los servicios de policía, así como bomberos, protección civil, salvamento y asistencia sanitaria, denominados prioritarios deben advertir de su presencia cuando circulan en servicio de emergencia. El resto de conductores tienen la obligación de despejar la calzada para dejar paso.

Saber cuándo está permitido utilizar las señales acústicas es muy importante, tanto para conductores particulares como profesionales. Hacerlo de forma inadecuada puede acarrear una multa económica.

Grúas Agudo somos una empresa de plena confianza, especializada en el alquiler de camiones grúa en Madrid. Si necesitas alguno de los vehículos de nuestra flota, estamos a tu entera disposición. Para cualquier tipo de duda o consulta, ponte en contacto con nosotros. Será un placer conocerte y atenderte.